11/9/10

EN MANHATTAN, DESAYUNO CON DIAMANTES

.
En la ruta de conexión entre etapas, de Lleida a Burgos, he aprovechao para parada en un barrio de cine. El punto de encuentro ha sido el bar Manhattan, situado en la calle del nombre del titulo del post, donde el desayuno con 5 diamantes sostenibles me ha sentao a gloria. El barrio es Valdespartera en la ciudad de Zaragoza, subido a la vertical estos años atrás y con obras de futuro tranvía, todo sobre territorio exmilitar, son casi 10 mil viviendas VPO de lo más sostenibles.



La parada ha tenido a las cocinas alSol como trama principal, pero le hemos dado escenas a otros actos de película sin ficción. Por un lado, el porqué y como estoy yo vuelteando a modo de créditos de arranque para continuar la cinta con la intervención estelar de los diamantes motores de la Oficina Verde de la Universidad de Zaragoza (UniZar) Brezo y Lucio, que han comentao las actividades de su próximo mes + ecoambiental, que comienza a principios de octubre con una andada a los Galachos (zonas inundables durante las crecidas de ese portento de río que pasa por la ciudad, el Ebro) de Julisbol., - lo que son las cosas y los nombres, pero fijaté que bien suena como a cita de cine épico tipo nombre de comarca en el Señor de los Anillos, por ejemplo), aqui el tríptico y  póster. Chapó oficinistas verdes.


Al poco llegarán, tres jornadas, una por campus, donde arquitectura sostenible, movilidad sin fósiles y responsabilidad ambiental son sus ejes aderezados con una demo de solardomésticos y oleeeé. Allá por octubre mediados se le sacará a los fotones que lleguen a los templos del conocimiento los servicios energéticos y culturales más sabrosos posibles. Mientras comentaban las jugadas, y el café humeaba, ha aparecido brevemente la Stevia, en formato pildorado (gracias Ecoymas), la planta dulce que anticipaba secuencias posteriores. Al poco han salido a escena Dido, Elenne y Elena, que llegadas en bicicletas al desayuno son los tres diamantes que faltaban como actores principales del ecofilm de esa mañana. Elena se dedica a la ingeniería desde el Grupo de Energía y Edificación, (GEE) departamento de la UniZar (más abajo vuelve a salir a escena) y comenta sobre la participación de su universidad en el próximo Solar Decathlon Europe que en 2012 volverá a montar una aldea autosuficiente con igual 20 casas unifamiliares, donde el sol manda y sirve energéticamente. Y en el momento que ha dicho que están pensado en colocar una cocina alSol en la zona ajardinada, no se ha grabado el salto de alegría de mi mismo, pero la camarera que andaba con sus labores a mirao como extrañada al ver a uno de los clientes lanzar un sonoro ¡¡ oleeeee !!.


Y como estábamos en barrio de película, no ha faltao un acto como cómico lleno de escenas curiosas. Resulta que para aprovechar la caja de 12 m3 de la furgoneta y el trayecto a realizar durante la VueltalSol, cargué en su momento 1 cocina alSol K10 en caja y otra caja amarilla con cacharros varios y destino a los diamantes colegas. Pues bien, resulta que he llevado dos cajas iguales durante el tramo recorrido y la que tocaba no era la que estaba a mano sino justamente en la esquina interior, abajo del to, con las cajas de papeo, recipientes y demás fatos, sobre ella. Es decir, que casi todo el contenido de la furgo ha invadido la acera, mientras los vecinos no entendían bien lo que allá estaba pasando con las parabólicas, las bicis y el desparramo. Pero mira por donde ir a buscar la caja escondida ha servido para repasar novedades y he presentao el proto de la alSol 1.2 serie Gehrlicher, hemos aprovechao para un training sobre el montaje de la K10, claro todo ello flipando los colegas y los conductores del bus con parada a tres metros. Ha seguido el tema con complementos como la caja de plantas frescas medicinales que entregada por Josep Pamies en Balaguer, me sirve a modo de visible revolucionario de las plantas para la salud, es decir, que las llevo como un bodegón decorativo canalla, las riego y cuido con cariño, llenan de aromas la caja de la furgo y sorprenden cuando las coloco en la mesa bajo la carpa, no te digo nada si algún visitante le da por preguntar  y ¿esa que planta es?.... Pues bien, dos plantulas de stevia, esa planta que no conocían los colegas diamantinos de la Verde Oficina y que si conocían las tres bicicleteras, (enlace a un master steviano, pa saber mucho sobre la planta)  han formado parte de los obsequios alSol (también les ha tocao el libro Sobre el papel de la energía en la Historia, de Eduardo Lorenzo, del que recomiendo su lectura como sabia terapia pal cambio). La bici Dahon con el Rotor no ha parao quieta, y la seductora Brompton ha impresionao. La caja con los kits educativos solares ha causao sensación (les falta un próximo post) y la bola de leds, que ha salio de una de las cajas por casualidad, y que la utilizo para colocar en el punto focal de las parábolas y fliplar en colores cuando la cocina está en descanso nocturno, bueno, ha sido el remate para los colegas multiplicadores que sienten por la cocina alSol, reciente pasión parecida a la mía.


Con todo el fato vuelto a colocar en su sitio, más o menos, al poco hemos desplazao la filmación a un templo peculiar, el CUS, el Centro de Urbanismo Sostenible, que dada la modernidad del barrio, ocupa simbólicamente el espacio peculiar de campanario de llamada del centro de culto a los valores tecnoespirituales de la zona. 
Y que para bien de los creyentes en un mundo más ecológico necesario, alcanzable y real como la vida misma, la visita me ha sumergido en un encuentro interior con la esencia de la eficiencia energética, los edificios para la vida y la luz para seguir el camino. Claro, iba yo detrás embobao siguiendo a los tres guías de lujo, diamantes del desayuno colega, que con las bicis aparcadas en la puerta y ya delante de la impresionante obra, se han posicionao en sus papeles. Dido y Elenne son sociólogas que dinamizan los valores de sostenibilidad del barrio entre todos los vecinos, son primeras actrices con el cometido de que todos entiendan que están en un lugar y espacios (sus viviendas) valiosos para el mundo, para el clima, para el mejor futuro. Coordinan desde uno de los participes, la Uni de Zaragoza, desde el GEE, el proyecto Renaissance, (que bien, suena a nombre de buena peli positivista), un proyecto que aborda el renacimiento (¡ toma ya !) la construcción para una mayor calidad de vida; se trata de demostrar que las buenas prácticas medioambientales tienen sentido político, económico y social. Uff... que bien suena la entrada, peazo guión. Hay que saber que Valdespartera desde Zaragoza, comparte escena con Lyon en Francia y Lombargda en Italia y es que el barrio es único en España y destacado en el resto, fascinante cuando se valora lo que allá está ocurriendo, que es suficiente como pa rendir culto del bueno. En fin, miraté si te  hace vibrar de que va Renaissance.
Elena desde la terraza superior del CUS describe sus labores de analista de datos energéticos, comenta los entresijos de las normativas energéticas aplicadas, valora el camino seguido por el extraordinario equipo técnico que cuidó las calidades de sostenibilidad de gran proyecto  ecourbanístico. Mientras los tres diamantes valdesparteros biciecoylógicos van presentándome pantallas táctiles, en el camino descendente del ecotemplo, yo sigo flipando con lo que el espacio contiene, y ante el mural de Derecho al Sol, hago reverencia, cierro los ojos, medito, leo y venga, disparo imagen que coloco en grande si amplias para leer si te apetece.


No huele a incienso, menos mal, pero el aroma de la sosteniblidad invade mis sentidos ante los elogios a lo más sagrado que tiene el lugar, a la conexión divina que lo une con el universo, a esas 10 mil máquinas energéticas que tocan de gestión humana para rendir a tope por el bien de la gran familia humana, ...en fin, seguimos el descenso.


Pero como no teniamos pa helicóptero, desde un nivel superior visionamos la maqueta de una isla del barrio, y toma ya, ...que quieres ver donde están situados los campos solartérmicos para agua caliente sanitaria, pues pantalla táctil y neón de colores marcando la posición, que quieres ver por donde van los carriles bici, pues idem, que no sitúas el sur, pues dale a invernaderos. En fin, una visión desde como el cielo sobre la obra bien hecha allá en la tierra. El mural de culto a la sostenibilidad, a modo de fresco espirituoso, bueno, es el anticipo para llegar a uno de esos tecnomurales, que me soplan hizo un vecino. 



Colocó la planta de su piso, y con una guía interactiva con pantalla, cuando te sitúas sobre estancias, pongamos el aseo, te sale el ecovaldespartero y te lanza donde está, y que sostenibilidad hay aplicada en el espacio, más consejillos para ahorrar agua.


La monitorización en tiempo real de datos de una de las viviendas tipo aporta en números lo que la sostenibilidad casera puede aportar al mundo. Y como en toda buena peli, no cuento todo para que te animes a visitar y descubrir el quit de la cuestión, por tu propia cuenta.

Bueno, lo que pueden ser dos horas de disfrute me las reservo para de aquí a poco, porque al CUS, todo el que siente la llamada espiritual de activarse para cambiar este mundo patas arriba, al CUS hay que venir por lo menos una vez en la vida.

Ya en el espacio exterior, bueno, aquí ya la película matinal está a punto de acabar. Dos cocina alSol 1.4 dispuestas para disfrute solarculinario, junto a un horno, un secador alSol fruits y un destilador de agua, vamos, aquí ya encuentro el clímax solardoméstico, aquí la peli tiene un final más feliz de lo previsto.

 

Las tres colegas dándole al pedalwatio (el Súper es un genio solar) con sonrisa más que sostenible reciben poe aclamación, una de mis clases magistrales de como ligar en bici aplicando la técnica de la Verónica aprendida de e ideada por el daliniano Oscar Patsi, (autor decorador de un lavabo WC en  el templo barcelonés de la bici urbana, Espai Bici)  y reciente autor de uno de los libros sagrados  de la máquina verde, La revolución de las mariposas.


Asi en breve, la técnina escenificada con todo rigor peliculero: carril bici, objetivo delante, se pasa sin mirar y a los poco metros se da una vuelta completa alrededor del o la ciclista, (con la bici porsupuesto) volviéndose a poner paralelo al objetivo y sin mirar, se acelera hasta unas decenas de metros más adelante, donde se para y espera a que llegue la bici y su usuario, es este el momento clave, si el objetivo se para y pregunta que ha pasao es la oportunidad para conovarle a un café y que pase luego lo que pueda pasar.

Como en la películas de culto, si has llegado hasta aquí y te han quedao desconexiones, no se debe a la calidad del guión, que es estupendo, sino a mi torpeza como critico de cine ecológico, aunque se deben notar las ganas de animarte, liándote, a que Valdespartera te llame la atención, a que retengas la referencia de su nombre, a que visites (esta a un paso de las grandes vías y no muy lejos de la estación de Renfe de Delicias) un lugar que esta ayudando a cambiar el mundo.


No te pierdas un Desayuno con Diamantes, en el Manhattan por ejemplo, subiendo por la Reina de Africa, girando en un Viaje al Futuro a la velocidad de la película en la que mejor te sientas como actor activista.


Burgos espera, de salir a las 11 nada, son las 14, y es que se puede esperar después de un encuentro de película de las buenas, ...osea que justo llegaré para montar mi otra solarpelícula diaria.

Manolo Vílchez
.

No hay comentarios: